Venezolano Milton Becerra expone en el Museo de Arte Contemporáneo de Lima

La obra de Milton Becerra es una constante reafirmación de la identidad del artista. Él no se mueve ni por corrientes ni por escuelas, y en la conceptualización de su obra, en la que todo parte del geometrismo, tampoco hay cabida para temas en boga.

Si se trata de buscar una constante en el trabajo de este creador, nacido en Colón, estado Táchira, en 1951 y residenciado en París desde 1980, hay que mirar hacia el infinito, hacia universos que parecen lejanos, pero que remiten sin titubeos al origen, a la esencia, hacia lo ancestral. Como la revelación final de la película 2001: Una odisea del espacio.
Las obras de Becerra se generan en un centro de energía desde el que parten líneas que definen el espacio. Esto es lo que sucede con la exposición que el artista venezolano presenta actualmente en el Museo de Arte Contemporáneo de Lima (MAC), en Perú, titulada Sinfonía del universo, una gran instalación cuyo eje lo representa una piedra extraída de Caral, sitio antropológico de Perú con más de 5.500 años de antigüedad.
Becerra emplea hilos de colores –en este caso, amarillo, azul y rojo– para crear una irradiación de líneas que, a su vez, hacen que el espacio de la sala de exposiciones se altere y el observador experimente la sensación de que la piedra, de un peso considerable, gravita en el lugar.
La muestra –que permanecerá en exhibición hasta el 7 de octubre– es una síntesis de la trayectoria de Becerra, en la que se fusionan experiencias constructivistas, desde la geometría y la naturaleza, materializando la teoría de cuerdas que se refiere a sonidos asumidos como una especie de sinfonía cósmica que viene desde la creación del Universo, afirma el curador del MAC, Juan Peralta, en el texto que acompaña la exposición.
Sinfonía del universo se complementa con una serie de dibujos de formas hexagonales que Becerra comenzó a hacer en los años 70, como la serie Hexagonometrías, integrada por 409 dibujos que formaron parte de otros proyectos de mayores dimensiones en situaciones de desplazamiento espacial, objetual y móvil, asumidos como “Dibujos dimensionados”.
“La geometría es la base esencial de la obra, ella es el proceso matemático que hace posible la vida en la Tierra y el conocimiento del universo”, dice el artista, que comenta, además, que el uso de hilos amarillos, azules y rojos no tiene que ver tanto con los colores del tricolor nacional, sino “con la percepción del espacio y la solución de la obra en el sitio”.
-Y su país, ¿dónde queda en su obra?
-El país siempre ha estado presente, sobre todo en la actualidad, cuando estamos esperando haya un cambio.
El Museo de Arte Contemporáneo está ubicado en la avenida Grau 1511, Barranco, L04, Lima, Perú. (El Universal)

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *